¿Dolor de garganta?

Las amígdalas ó anginas son un acumulo de tejido linfático situado a ambos lados de la garganta, además ayudan a proteger de infecciones al atrapar los gérmenes que pasan a través de la boca y la nariz.

Cuando se infectan, lejos de proporcionarnos esa protección, se convierten en un foco de infección que nos puede generar a la larga, complicaciones en otras partes de nuestro cuerpo.

La amigdalitis es una infección en las amígdalas que las rodea de una capa blanca ó amarillenta y provoca enrojecimiento, fiebre, inflamación y dolor.

En estos casos te sugerimos visitar a tu médico  especialista de confianza el cual te recetará  un antibiótico adecuado a esta situación.

Por otro lado si las molestias persisten y el paciente frecuentemente padece esta enfermedad se debe realizar, una cirugía para  la extirpación de las mismas, sin embargo muchos pueden creer que se han quedado sin defensas, pero cuando las amígdalas dan más problemas de lo que los evitan es necesario extraerlas ya que puedes desarrollar enfermedades que afecten otros órganos por ejemplo:

Pueden aparecer enfermedades acompañantes y/o secundarias como son: dificultad para respirar por edema  laríngeo, otitis media, rinosinusitis, etc.

Entre las complicaciones de una amigdalitis se puede sucitar:

  • Fiebre reumática aguda (poliartritis reumática aguda; a menudo con un intervalo asintomático de 4 a 6 semana).

 

  • Absceso periamigdalino. Tras un intervalo de varios días sin síntomas, aparecen dificultad para tragar y dolor de garganta crecientes con dolor de oídos reflejo y dificultad para abrir la boca. Se desarrolla fiebre elevada (39- 40ºC) y de forma rápida un cuadro de enfermedad grave.

 

  • También puede ocasionar glomerulonefritis aguda, es decir, que afecta los riñones  creando un trastorno renal, llamado Nefritis focal (que pueden aconsejar realizar controles de orina tras la curación de la angina). Todas estas pueden ser enfermedades secundarias a una infección en las amígdalas.

 

 

Como siempre te sugerimos asistir con el médico y nunca auto medicarte, es necesario que en este tipo de enfermedades ó cualquier otra te analice  un experto de la salud.

Recuerda que la salud es lo más valioso que tenemos, cuídate y cuida  a los tuyos.

 

Fuentes: http://www.nlm.nih.gov/medlineplus/spanish/tonsilsandadenoids.html

http://www.clinicadam.com/salud/5/003013.html

Image 

 

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: